Magdalena, Sonora, febrero 18 de 2019.- Para esclarecer los hechos ocurridos en el Hospital Comunitario de Magdalena, la Secretaría de Salud en el Estado realiza una investigación clínica al respecto, informó Ramiro Laguna Montiel, jefe de la Jurisdicción Sanitaria Número 3.

 

Señaló que se agotarán todas las instancias para saber cómo sucedieron los hechos y fincar las responsabilidades necesarias, en dado caso de que haya ocurrido una mala atención.

 

Fue el pasado 11 de febrero cuando nació la pequeña, señaló, con un peso de 3 kilogramos y 700 gramos, y fueron dadas de alta, tanto la madre como la recién nacida, el pasado jueves por mejoría.

 

Explicó que en los últimos años nunca había estado tan llena la unidad de salud, dada las circunstancias que se presentaron y al exceso de los servicios que se tenían, por lo que el personal de salud tuvo que improvisar un casco de oxígeno para salvaguardar la vida de la menor.

 

Gracias a las maniobras que realizó el personal médico y de enfermería, resaltó, la menor se encuentra en su casa y con sus padres, ya que los equipos con los que se cuentan en la unidad de salud estaban en uso en ese momento.

 

“Estamos en comunicación constante con los padres de la menor y hacemos el compromiso de estar muy al pendiente de lo que requiera; tanto la madre como la bebé se fueron sanas, hoy acudirá a consulta para realizarle su tamiz neonatal”, declaró.

 

Las autoridades del hospital comunitario pide disculpas a los padres de la menor y sus familiares por lo sucedido.